Lo siento, pero...


Soy una de esas chicas que cuando tienen un día estresante lo pagan con aquella persona a la que más quieren. De las que salen bailando empapadas de la ducha. De las que a veces se sienten mejor estando solas. De las que lloran porque si, sin más. De las que piensan que pueden cambiar el mundo. De las que no se rinden. De las que dejan todo a última hora, de las vagas. De las soñadoras, de las realistas, de las pesimistas. De las de "todo o nada". De las que sonríen porque les apetece. De las despistadas. De las extremistas, no hay termino medio: o te quiero o te odio. De esas que apuestan por cosas imposibles. Totalmente bipolar, odio serlo, pero me encanta. De las que piensan que un "te quiero" resume toda una vida. De las que creen que un abrazo vale millones. De las que saben la realidad, pero no son capaces de asumirla. Dulce, pero no empalagosa; pase lo que pase, siempre me veras con una sonrisa en la cara, pero eso no quiere decir que esté feliz. Llena de vicios y ambiciones. De esas que creen en Walt Disney: "Si lo puedes soñar, lo puedes conseguir". De las que ocultan bellísimos dones bajo máscaras de normalidad. De las que valoran a un amigo como a un tesoro. De las rebeldes, de las que luego piden perdón mil veces. De las que la locura constituye un 100% de su personalidad. 



*** 

¿Y sabéis qué? Que no siento ser así, siento si alguien no me puede aceptar tal y como soy, ¿por qué? Porque ya seáis como yo o no, cada persona no es especial, sino ÚNICA.



Quiero que ahora mismo te levantes de la silla en la que estás y te acerques al espejo más cercano. Que te mires con detenimiento y te perdones por todas aquellas cosas que hiciste mal en un pasado y que han quedado grabadas en tu mente. Que te mires y seas capaz de pensar que sea como sea tu vida, estás rodeado de la gente que te quiere, porque al fin y al cabo la gente que te aprecia de verdad se quedará a tu lado después de ver tus peores aspectos, y si ellos pueden aceptarlos, ¿por qué no tú?

Quiero que te mires en ese espejo y te repitas una y otra vez: "no hay nadie como yo" hasta que te lo creas, porque es verdad:


¡NO HAY NADIE COMO TÚ!




8 comentarios:

Sandra dijo...

SOLO PUEDO DECIR QUE AMO ESTA ENTRADA Y ES LA MEJOR QUE NADIE HA ESCRITO PORQUE ES LA VERDAD QUE MUCHO DE NOSOTROS NO ACEPTAMOS, AMO TUS NOVELAS Y POR FAVOR SIGUE ASÍ <3 (':

Angie Sonríe dijo...

¿Qué decir de esta entrada? Me parece que si digo que me ha encantado, me quedo corta. Con cada frase tan llena de verdades, una sonrisa a aparecido en mi rostro y es que es verdad que cada persona tiene sus virtudes y defectos, pero no por estos últimos debe desanimarse, sino mirarse en el espejo y decirse que, quizás por ese supuesto defecto o por esa forma de ser suya que quizá no le guste, una persona puede enamorarse por ello o animarse a conocerle.
Y esas últimas frases... sencillamente perfectas :) no hay un porqué de que a alguien no le guste ser como se es, ya que una persona es única y, solo por ello, hay que sonreír y no tratar de "arreglar" algo que forma parte de ella ;)
Besitos ^-^

Beatriz Blanco Fuentes dijo...

Sandra, muchas gracias por todo lo dicho. ¡Me alegra un montón ver que la gente se siente identificada con esta entrada!
Tú amas mis novelas, yo adoro a la gente como tú que me da fuerzas para seguir :D ¡Un besote!

Angie, totalmente cierto con lo último que has dicho: no hay que tratar de "arreglar" a nadie, siempre podemos mejorar ciertos aspectos por la gente que nos importa, pero nunca cambiar quiénes somos :) ¡Gracias por todo el apoyo!
Besazos :D

Palumbo dijo...

Joder, ¡qué forma de escribir tienes!
De todas formas lo último que has escrito me ha dejado un poco frío. Las cosas que hacemos mal a menudo nos cuestan caras, y perdemos a gente a la que echamos de menos desde ese mismo día. Perdonarse es algo que no debería hacer uno mismo si el daño se lo hizo a otro.
Hay que seguir con tu vida, pero añorando a esa persona, para recordar que los errores se pagan caros por desgracia.

Beatriz Blanco Fuentes dijo...

Ante todo, ¡gracias por el cumplido hacia mi escritura! :)

Por otra parte, estoy totalmente de acuerdo contigo, Palumbo: los errores se pagan caro, y todos en algún momento de nuestra vida hemos tenido que pagar el precio. Pero yo me refiero a esos errores por los que los demás nos perdonan, pero nosotros no somos capaces de olvidar, refiriéndome a que si el resto de gente que te rodea es capaz de perdonarte, también debería hacerlo uno mismo.
Porque desde mi punto de vista, si no pasas páginas totalmente limpio de rencores o culpabilidad, nunca llegarás a crecer como persona, pues esos sentimientos negativos se irán acumulando, creando a una persona insegura de sí misma. ¿No crees?

Palumbo dijo...

Supongo que soy más de la escuela de Sabina o de Extremoduro, a lo hecho, pecho.
Pero bueno, si te perdonan los demás evidentemente no te vas a seguir culpando.
Es lo que tienen estas entradas abstractas, que, como los poemas, su interpretación dice más del que interpreta que del que escribe a veces jajaja.

Beatriz Blanco Fuentes dijo...

Y me encanta, ¡porque así nos abrimos a debates!
Me encanta leer más opiniones e interpretaciones.
¡Gracias por comentar! :)
pd: Grupos como Nickleback o Skillet molan más que Extremoduro ;P Jajaja

Palumbo dijo...

Nirvana en todo caso jaja

Publicar un comentario